Inicio » El Perdón Según La Biblia: ¿Qué Significa? Tipos y Cómo Perdonar

El Perdón Según La Biblia: ¿Qué Significa? Tipos y Cómo Perdonar

En la vida de los seres humanos se realizan acciones que les llevan a ser mejores cada día, tomando decisiones que tienen como finalidad dejar atrás el rencor y los pensamientos asociados con sus consecuencias. Esto y más es lo que debes saber sobre el perdón según la Biblia, lo que descubrirás a lo largo de la lectura de este post.

¿Sabes qué significa perdón?

El perdón es visto como una importante decisión que tomas cuando sientes que alguien te ha hecho daño y a pesar de aferrarte a tu enojo, ser impulsado por el rencor o desear vengarte, eliges seguir adelante en busca de paz y armonía, dejando atrás sus ofensas y otorgándole tu indulgencia.

En otras palabras, es un acto mediante el cual olvidas el rencor, haces a un lado tus pensamientos sobre venganza y decides mostrar comprensión, empatía y compasión por la persona que te ha herido; perdonándola.

Con esto sueles sentir que disminuye su poder sobre ti y te ayuda a recobrar el camino hacia tu bienestar físico, emocional y espiritual.

¿Qué es el perdón según la Biblia?

Hombre leyendo la bliblia y señalando con el dedo

El perdón según la Biblia es un tema recurrente a lo largo de las escrituras sagradas, todos los hijos de Dios lo han experimentado en algún momento y esto les ha permitido crecer, siguiendo las enseñanzas del Señor en beneficio de su relación con Él y sus semejantes. Se trata de una lección de vida que ha quedado en evidencia en Efesios 4:32:

“Más bien, sean bondadosos y compasivos unos con otros, y perdónense mutuamente, así como Dios los perdonó a ustedes en Cristo”

Efesios 4:32

Dios busca que todos vivan en su amor y para ello es vital que pasen por el proceso de perdonar aunque sea doloroso y largo para muchos; se trata de un camino que será seguido con la ayuda y compañía del Señor.

En la Biblia se contempla que al perdonar entregas a Dios tu dolor y dejas que Él haga justicia en su debido momento; no se trata de aceptar o excusar el mal que te han hecho, sino de liberarte del rencor que sientes para seguir adelante.

El perdón es la base de tu salud mental, conciencia y corazón; con él liberas tu espíritu y cruzas esa barrera que hará completamente libre tu interior.

Tipos de perdón

Se han identificado diferentes clases de perdón según a quién va dirigido o la forma en que es otorgado; tales como las que se citan a continuación:

  • Perdonarte a ti mismo cuando cometes actos que te humillan, avergüenzan o denigran puedes llegar a decepcionarte, pero debes verlos como fallas que requieren que las reconozcas y otorgues un auto perdón, aceptando con humildad tu condición de humano.
  • Perdonar a otros cuando te ofenden, pues con esto te liberas de las heridas que te esclavizan y afectan tanto tu vida física como espiritual. Si no perdonas a los demás, te mantendrás atado a ellos y no serás libre.
  • Perdonar a Dios, una actitud inconsciente en la que incurren muchas personas pues el Señor nunca se equivoca, pero por orgullo es posible que en ocasiones pienses que lo hace, cuando enfrentas una injusticia o tragedia. Más que perdonarlo es aceptar que no es su culpa sino que en realidad siempre ha estado contigo para darte fuerzas y superar los malos momentos.
  • El perdón de Dios cuando no seguimos sus enseñanzas y principios, además no se complace precisamente en juzgar sino en perdonar. No importa el error que hayas cometido, El Señor siempre estará allí para perdonarte.

Uno de los factores esenciales para ser perdonados es saber perdonar, lo que se encuentra claramente indicado en Mateo 6:14-15:

“Porque si perdonáis a los hombres sus ofensas, os perdonará también a vosotros vuestro Padre celestial; más si no perdonáis a los hombres sus ofensas, tampoco vuestro Padre os perdonará vuestras ofensas”

Mateo 6:14-15

¿Cómo tomar la decisión de perdonar?

Mujer Rezando con manos en posición de oración

En el momento en que otra persona te ofende y antes de tomar la decisión de perdonarlo o no, es posible que surjan ciertas interrogantes que se presenten como dudas sobre si se trata del camino correcto a tomar. Estos son mitos que pueden prevenirte acerca de si es oportuna esta acción, en cuyo caso la Biblia indica:

Perdonar significa aceptar

Perdonar no es sinónimo de aceptación del daño cometido ni tampoco representa una excusa para la ofensa cometida; en Proverbios 20:22 se indica:

Nunca debes afirmar ¡Me vengaré de ese daño!, por el contrario, tienes que mantener tu fe en Dios, mostrar serenidad y plena seguridad, pues todo buen cristiano “Confía en el Señor, y él actuará por ti”

Recuerda que todo pecado trae consecuencias y precisamente ese será el castigo para la persona que te ha ofendido. Solo apártate para que no te siga causando dolor, pues como bien lo indica Proverbios 22: 3:

“El prudente ve el peligro y lo evita; el inexperto sigue adelante y sufre las consecuencias”

Proverbios 22: 3

Me tienen que pedir perdón primero

Dios dio el ejemplo tomando la iniciativa antes de que nosotros solicitáramos su perdón por los pecados cometidos; nos extendió su mano, nos perdonó y solo esperó pacientemente nuestro arrepentimiento.

Por ello no se justifica que para perdonar a tu semejante, debas esperar a que te solicite dicho perdón. Debes elegir liberarte del enojo y la amargura, para tu serenidad y en cumplimiento de los principios que te han sido enseñados por Dios. Citamos en este sentido a Mateo 5:23-26

“Por tanto, si traes tu ofrenda al altar, y allí te acuerdas de que tu hermano tiene algo contra ti, deja allí tu ofrenda delante del altar, y anda, reconcíliate primero con tu hermano, y entonces ven y presenta tu ofrenda. Ponte de acuerdo con tu adversario pronto, entre tanto que estás con él en el camino, no sea que el adversario te entregue al juez, y el juez al alguacil, y seas echado en la cárcel. De cierto te digo que no saldrás de allí, hasta que pagues el último cuadrante”

Mateo 5:23-26

Aunque no puedes controlar las acciones de las demás personas, estás en capacidad de enseñarles que en tu corazón no guardas rencor y sigues el ejemplo de nuestro Padre, perdonando, pues “Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó, aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo” de acuerdo con lo escrito en Efesios 2:4-5

Es necesario olvidar para perdonar

Es posible que a pesar de perdonar recuerdes en diversas ocasiones lo pasado, ya que nuestra memoria también es un legado de Dios, pero con la finalidad de evitar caer en los mismos errores en más de una ocasión o para prevenir situaciones peligrosas.

Cuando tu perdón es genuino, Dios hará que sane tu corazón, se aleje el rencor, la amargura y el dolor que hoy lo invaden; para que progresivamente vayas olvidando. Por ello, aunque el agravio sea muy reciente, no será necesario que lo olvides para perdonar, pues igual la justicia llegará tal como se indica en Lucas 18:7-8:

“Y acaso Dios no hará justicia a sus escogidos, que claman a él día y noche ¿Se tardará en responderles? Os digo que pronto les hará justicia. Pero cuando venga el Hijo del Hombre, hallará fe en la tierra”

Lucas 18:7-8

Sin embargo, tú te sentirás libre, pues no estarás juzgando a tu semejante, sino que le das a conocer la nobleza de tu corazón, liberando su ofensa para que sea juzgada solo por Dios.

Perdonar es muestra de debilidad

Las personas que saben perdonar muestran el carácter de Cristo, les enseñan a quienes las rodean que a pesar de lo que hagan en su corazón reina el amor, la compasión y la compresión ante cualquier ofensa.

Cuando perdonamos vivimos de acuerdo con la voluntad de Dios, siendo ejemplo de esto una de las oraciones más populares dentro de la religión católica como lo es el Padre Nuestro, donde Él nos demanda que perdonemos y amemos a nuestros enemigos para recibir con ello su bendición y perdón.

Los cristianos perdonan según la Biblia por obediencia a Dios, para lo cual deben controlar siempre sus emociones; no se trata de una debilidad sino más bien una fortaleza que es aprovechada en beneficio de nuestra vida física y espiritual.

Cada uno de nosotros cuenta con poder, amor y dominio propio a diferencia de un espíritu de cobardía, como se indica en Timoteo 1:7; siendo fieles a lo que se establece en Colosenses 3:12-13

“Por lo tanto, como escogidos de Dios, santos y amados, revístanse de afecto entrañable y de bondad, humildad, amabilidad y paciencia, de modo que se toleren unos a otros y se perdonen si alguno tiene queja contra otro. Así como el Señor los perdonó, perdonen también ustedes”

Colosenses 3:12-13

El perdón según la Biblia es la decisión que debes elegir cuando sientes que has sido ofendido, si realmente deseas vivir en armonía con Dios, dejar atrás los rencores y la amargura, mantener una relación sana y mejorar tu salud mental; entre muchos otros beneficios. Aunque recuerda que al perdonar siempre debe ser de manera sincera y completa.

Deja un comentario